Usuario:
Contraseña:
Olvidé mi contraseña
Validar Tarjeta.
Volver a noticias
AGO

13

2020

DENUNCIA PÚBLICA

La habilitación de agosto obstaculiza el derecho a la conciliación y al descanso de la Abogacía por el incumplimiento de las recomendaciones del CGPJ


El Colegio de Abogados de Córdoba denuncia que la habilitación del mes de agosto está obstaculizando el derecho a la conciliación y al descanso de la Abogacía

Los abogados y abogadas están recibiendo numerosas notificaciones, con emplazamientos y plazos que cumplen en agosto, en contra de la recomendación del Consejo General del Poder Judicial de reducirlas al “mínimo esencial” priorizando solo asuntos considerados urgentes.

El Decano del Colegio de Abogados de Córdoba, José Luis Garrido, ha denunciado esta mañana cómo la habilitación del mes de agosto en juzgados y tribunales “está afectando gravemente al derecho a la conciliación y al descanso que tanto se merece la abogacía y otros profesionales que también intervienen en la Administración de Justicia; una medida que ya denunciamos como completamente ineficaz e injusta, que está impidiendo a miles de familias disfrutar de sus vacaciones y obstaculizando el derecho a la conciliación y a la desconexión digital”.

En la rueda de prensa ofrecida por el Decano, acompañado de los diputados de su Junta de Gobierno, Garrido ha reiterado el rechazo y oposición de la Abogacía a la medida de declaración de habilidad para las actuaciones judiciales entre los días 11 y 31 de agosto, “adoptada sin consenso y con grave perjuicio para los profesionales de la abogacía y sus familias, a quienes se les está negando el derecho a descansar y a conciliar. Así lo demandamos a través del Consejo General de la Abogacía, al Ministerio de Justicia en diferentes ocasiones”.

Esta reclamación del mes de agosto inhábil, ha añadido José Luis Garrido, “fue aprobada por la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados en julio y no se tramitó por el Senado al no existir sesiones en el mes de agosto; se marcharon de vacaciones dejando sin descanso a abogados y procuradores. Por una ineficaz, ineficiente y deficiente política llevada a cabo desde el Ministerio, no han sido capaces de dar marcha atrás y ha quedado en un hecho testimonial que no llegará al Senado hasta el mes de septiembre”.

Además, ha continuado el Decano, “queremos denunciar públicamente el incumplimiento de forma sistemática de las recomendaciones del Consejo General del Poder Judicial recogidas en los Criterios Generales para la elaboración de los planes de reanudación de la actividad judicial por las Salas de gobierno de los órganos jurisdiccionales que aprobaron el 11 de mayo y entre las que destacan:

-Limitar en lo posible las vistas orales, sin perjuicio de aquellas que deban celebrarse en atención a su urgencia.

-En lo que se refiere a las vacaciones de jueces y magistrados, dichas recomendaciones establecen como criterio principal la concentración en el mes de agosto del disfrute de vacaciones de jueces y magistrados para poder intensificar en los meses de julio y septiembre la celebración de juicios y comparecencias.

-Reducir al mínimo esencial la práctica de las notificaciones cuyo plazo precluya entre el 11 y el 31 de agosto.

Lejos de ser así, ha denunciado Garrido, “en Córdoba se está haciendo caso omiso a las recomendaciones del CGPJ; a diario todos los abogados y abogadas estamos recibiendo notificaciones, sobre todo de los Juzgados de Primera Instancia y del Juzgado de lo Mercantil, de forma ordinaria al igual que cualquier otro periodo hábil. No se está respetando en absoluto las limitaciones al mínimo esencial que refería el Consejo General del Poder Judicial. Estamos recibiendo notificaciones, emplazamientos y plazos, muchos de ellos inocuos, para nada urgentes, y que para lo único que sirven es para perturbar el descanso de los profesionales”.

El Decano ha expuesto una relación de casos concretos de las muchas notificaciones que están recibiendo los abogados y abogadas. Por ejemplo, ha explicado, “un juicio verbal señalado para el 2 de junio de 2021, ayer se nos da plazo de cinco días para plantear la prueba, citar a los testigos y peritos. Un plazo de cinco días que nos vence en este mes de agosto y que para nada es una notificación esencial”.

La última semana de julio, ha denunciado el Decano, “se han notificado más sentencias en Córdoba que durante el año entero; sentencias que lógicamente tienen el plazo del recurso de apelación dentro del mes de agosto. Esto no es de recibo, es una falta de respeto a la abogacía y a los procuradores, a su derecho al descanso y la conciliación familiar que tenemos”.

El Decano ha asegurado que “el Colegio de Abogados de Córdoba va a denunciar todas y cada una de las notificaciones que se han recibido y que entendemos no son esenciales. Denunciamos públicamente, como también haremos por cauces internos, que no se está cumpliendo con las recomendaciones del CGPJ”.

“Desde luego, el último responsable de este desaguisado es el Ministerio de Justicia que declaró la habilidad del mes de agosto, pero dentro de esto, tampoco estamos encontrando la comprensión y el respeto de los demás profesionales, en especial de quienes son responsables de las notificaciones, es decir, los Letrados de la Administración de Justicia”, ha concluido José Luis Garrido.